La Academia
Calle Río de Monelos, Nº2, bajo 3 15006 A Coruña.
info@academia13razones.com
Telf: 655 727 977
Atrás

Lorena

Lorena Manceñido Recarey

A veces el camino no será sencillo, pero se logrará. ¡Depende de ti!
Y yo, estaré ahí para ayudarte a que se haga realidad.

Patronaje industrial y modistería artesanal

He tenido la suerte de poder estudiar ambos mundos, y aunque la modistería artesanal es más dura, me quedo con ella. 

Mi experiencia personal

Para mí, el 22 de Diciembre de 2017 me tocó la lotería. Había encontrado el local de mis sueños donde un mes después, Academia 13 Razones se hizo realidad.

La Escuela. Mi sueño hecho realidad

En la escuela contamos con numerosos cursos para todas las edades, formación profesional y monográficos con los mejores profesionales de España.

Lorena Manceñido Recarey

Bienvenid@s

Nací en un pueblo de León pero desde 2016 resido en A Coruña.

Lo que un momento fue pletórico, después de graduarte y sacar una nota excelente, se transforma en una montaña rusa de emociones.

No ha sido fácil llegar hasta aquí, el mundo de la moda es difícil, nuestro entorno a veces tampoco lo pone fácil. Hay que tener la cabeza bien dura y ser muy cabezota con lo que quieres lograr, al fin y al cabo no somos robots, somos humanos.

He llorado mucho, no por sentir que no valía, si no por el mundo que estaba rodeada, no dejaba de ser una niña recién salida del cascarón.

0

Ganas, empeño y
esfuerzo

Cuando acabas de estudiar, te ves ante el mundo desnudo, todo lo que sabes nunca es suficiente para la vida laboral, te entran miedos. ¿Podré hacerlo? ¿Lo lograré? ¿Valdré para ello?

Mis comienzos...

Fueron en los concursos de moda, como mucha gente. Concursos en los cuáles conoces gente maravillosa, aprendes compartiendo opiniones, vivencias…, pero otra gente solo se preocupa por intentar destruirte porque ven algo en ti que puede resaltar.

Inicios en La Coruña

Cuando llegué a esta ciudad...

escuela de arte y confeccion galicia

Comencé a trabajar desde casa, como las modistas de antes y a dar clases particulares.

No lo voy a negar, tuve mi momento de deseo por trabajar en una gran empresa (como mucha gente), hasta que me di cuenta, que yo no había llegado a este mundo para conformarme con eso.

Tampoco me quiero olvidar de mis primeras entrevistas de trabajo, te cerraban la puerta, no te escuchaban, no te leían… por el simple hecho de no tener experiencia y ser joven.

Me gustaría resaltar una entrevista de trabajo, recibo una llamada de una empresa muy importante de la ciudad para citarme en una reunión y yo, no podía estar más contenta y emocionada. ¡¡IMAGINAROS!! Cuando entré, estaba en una nube anonadada con lo que estaba viendo en ese lugar, pero cuando llegué mis emociones iban a cambiar… Todo empezó con un “ahora mismo no necesitamos a nadie”, imaginaros como estaba en ese momento, hecha un flan y realmente confusa. ¡Me moría de miedo! En ese instante tenía dos opciones; derrumbarme y demostrar que ellos habían ganado o levantar la cabeza y demostrar lo que sabía. ¡Y así fue! Tragué saliva, hice como que no había escuchado nada y comencé mi exposición. Al finalizar, me dieron la enhorabuena, les encantaba mi trabajo pero no encajaba con el estilo de la marca. Me dijeron que pasarían mi contacto a otra oficina. Me fui de allí frustrada, pero con el paso del tiempo, cada día estoy más orgullosa de mi, no por no haber conseguido el trabajo, si no porque fui capaz de hacerles ver lo que valía y eso me dio fuerzas para seguir luchando y cumplir mi sueño. Un año después son ellos los que me ofrecen incorporarme a su equipo, hoy soy yo la que dice no.

Before After
Modista tradicional en La Coruña

Desde que comencé a estudiar, los profesores siempre me han dicho que en la confección y el patronaje industrial estaba el futuro, pero… ¿Por qué? ¿Dónde se queda la esencia de la modistería artesanal? ¿La dejamos perder?

He tenido la suerte de poder estudiar ambos mundos y, aunque la modistería artesanal es más dura, me quedo con ella. 

El olor de la tela, cada detalle, cada puntada, cada corte y cada acabado es único y eso es lo que le hace diferente, buscar la perfección en cada prenda. Te hace vivir momentos excepcionales, ¿os acordáis cómo eran las modistas de antes?

Después de dos años viviendo en la ciudad, cada vez lo tenía más claro, yo quería luchar por recuperar el oficio de la modistería artesanal. Al principio, no puedes evitar tener miedo, apuestas por todo, por lograr tu sueño pero había que trabajar muy duro para conseguirlo. 

22 de Diciembre de 2017.

Puedo decir que me tocó la lotería. Mi destino comenzaba ahí, había encontrado el local de mis sueños, 40m2 y una ilusión enorme por empezar.

Tras un mes de mucho trabajo y el apoyo de familiares y amigos, Academia 13 Razones se hacía realidad. 

03 de Febrero de 2018.

Ahí comenzaba la aventura más impresionante de mi vida. 

A los seis meses de la apertura del local, fue la primera ampliación y, un año después la segunda.

En la actualidad.

Ahora la escuela cuenta con 120m2 de instalaciones y una ilusión más grande que la del principio. 

¡¡MI SUEÑO SE ESTÁ HACIENDO REALIDAD!!

 

¡¡ESTAMOS RECUPERANDO EL OFICIO!!

ACADEMIA 13 RAZONES

¿Te gustaría formar parte
de nuestra familia?

Nuestra familia cada vez es más grande y mis protagonistas siempre son ellos, mis alumnos. ¿Necesitas ayuda? Estaré encantada de poder ayudarte y asesorarte en lo que necesites. ¡Hablamos!